Viajar a Sevilla
×

¿Y por qué el cachorro?

CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter

Dentro de tantas tradiciones de Sevilla encontramos una que tiene mucha relación con la religiosidad y que hasta nuestros días se conserva como algo ameno para todo ciudadano sevillano, y más aún si es pegado a las devociones y demás, como la Semana Santa.

Se habla de Cristo “El Cachorro”, que actualmente es un emblema de la Hermandad de la Sagrada Expiración de Nuestro Señor Jesucristo y María Santísima del Patrocinio, que vino a formarse a raíz de la unión de otras dos hermandades aledañas a Triana y Sevilla.

Al inicio, estas hermandades se unen por compartir afinidades locales y ya como una sola se vió en la necesidad de conseguir sus propias imágenes, así que recurrió al reconocido escultor Francisco Ruiz Gijón para representar al Señor de la Expiración que se distinguiera de los ya existentes, pero éste se encontraba sin inspiración y comenzó a desesperarse.

En uno de esos estresantes días, al salir a la calle, divisa hacia el otro lado del río Guadalquivir, propiamente en Triana a un gitano de la zona de Cava, así todo joven, delgado y representando en su rostro todo ese sufrimiento que él necesitaba para plasmarlo, así que no dudó en contemplar casi cruelmente la expresión de su inspiración.

Así fue que este gran escultor configuró un impresionante Cristo con la expresión de un hombre gitano que denominaban “Cachorro” y agonizaba debido a un ajuste de cuentas y lios de amores.

Lo particular de todo esto es que al salir en procesión la imagen el Viernes Santo, la gente no tardó en reconocer el rostro y la expresión del ya mencionado “Cachorro”, apodando así a esta imagen y dejándo ese sobrenombre para la posteridad como una de las grandes tradiciones de Sevilla.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*